L. Fotis Lymberópulos Presenta: Cómo se gestiona una crisis

La comunicación ha de ser franca. Los tiempos convulsos exigen un relato tan convincente como honesto, un mensaje que el personal humanitario, los más vulnerables o la población en general entienda y que le ayude a aceptar lo que está por venir

Los derechos humanos no son el lenguaje universal. No. Lo que todo el mundo entiende y en lo que todo el mundo cree es en la justicia. Dar a cada uno lo suyo. Se trata de ser directo y amable, y no mentir. Claro que hay que motivar a la gente pero un buen punto de partida es no mentir

Josep Zapater
Jefe de la oficina de Acnur en el Valle de la Bekaa (Líbano)

Puede constituir una obviedad lo expuesto con anterioridad, pero no por ello resulta de fácil aplicación. Josep Zapater, 51 años, media vida en Acnur, toma la distancia más corta entre dos puntos a la hora de comunicar. “Con el personal y con los refugiados uno tiene que ser franco y sincero. La épica es peligrosa. Hay que mostrarles el corazón pero decidir con la cabeza”. Escribano, que mueve lonas de plástico o kits de higiene de un lado a otro del mundo para atender a personas vulnerables desplazadas, concede unas gotitas de épica “porque ayudan a motivar”. Aunque afirma que lo que de verdad sirve es obtener resultados.

“Nos animamos cuando se consiguen mejoras. Cuando empiezas a ver aviones que llegan a los sitios, que entregan mascarillas”.

Hace dos décadas que Quique Bassat fue a Mozambique por primera vez como estudiante de Medicina. Este pediatra de 45 años del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), una alianza entre organismos públicos y Fundación La Caixa, no es partidario de los mensajes del estilo “todo irá bien”. Pero hace una ligera concesión: “En momentos muy sombríos pueden generar un poco de esperanza. Pero solo si son transparentes y se dan en un contexto más amplio”.

El flujo de información en momentos de crisis es constante a pesar de la ausencia de certezas. Tanto los que aguardan en sus casas como los que por su trabajo atienden a enfermos, damnificados o desplazados requieren directrices claras y un parte sencillo. “Nadie te va a criticar por decir que estamos muy mal pero que si hacemos esto y lo otro a lo mejor la progresión va a ser más rápida”, explica Bassat, que no comulga con las metáforas bélicas. “El mundo de las enfermedades se asocia a la lucha contra un enemigo, se habla de las defensas, de las armas… Es una manera vulgar de no querer afrontar un diálogo directo y denota falta de recursos en el lenguaje”.

Y añade: “Se puede comunicar de manera simple, mandar un mensaje comprensible para niños y adultos con distinto nivel cultural. Se puede ser técnico y preciso”.

Hacer llegar los mensajes a población tan desprovista de recursos como los refugiados es complicado. Para convencer a personas con hambre de que se tienen que lavar las manos como medida de protección, Zapater y el personal de Acnur han recurrido a la propia población. “Los refugiados participan en cursos de formación sobre la covid-19, no solo son receptores pasivos de la asistencia”. Se encargan de transmitir después el mensaje al resto de compatriotas.

Ann Burton,
jefa de Salud Pública de Acnur,

explica por qué es tan importante hacer partícipe a toda la sociedad a todos los niveles. Burton atiende por videollamada desde su casa de Ginebra (Suiza). “Una de las cosas que hemos aprendido de epidemias pasadas es que hay que involucrar a toda la comunidad para hacer llegar el mensaje”, afirma esta australiana que lleva tres años y medio en el cargo. La información no solo llega a los refugiados a través del personal de Acnur sino que recurren a asociaciones, grupos de jóvenes, de mujeres, personas influyentes de la zona. Lo que en inglés se entiende por community y que en un sentido más amplio y ligado a las Ciencias Políticas se llama sociedad civil.

Ann Burton explica en este vídeo por qué es clave que el intercambio de información sea de ida y vuelta en momentos de gran incertidumbre como en una pandemia.

Burton, que trabaja en Acnur desde hace 15 años, reconoce que sabían muy poco al comienzo de la crisis de la covid-19, como todo el mundo. “Tienes que actuar, no puedes esperar. Por supuesto que no quieres mandar un mensaje erróneo. Tomas decisiones basadas en la evidencia que manejas en el momento”, afirma, consciente de que las directrices podían cambiar de un día para otro. “Hay que estar preparado para pedirles al personal y a los refugiados algo diferente a lo que les habíamos dicho con anterioridad”, explica con un acento neutro.

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.

L. Fotis Lymberópulos Presenta: Los cambios que demanda el coronavirus en México

Amigos y familiares de un enfermero fallecido por covid-19, en Ciudad Juárez (México).
Amigos y familiares de un enfermero fallecido por covid-19, en Ciudad Juárez (México).JOSE LUIS GONZALEZ / Reuters

Desde el inicio de la pandemia el Gobierno mexicano declaró que se podrían infectar hasta 84 millones de habitantes por coronavirus. Las declaraciones, con implicaciones fatídicas, fueron preocupantes, pero se olvidaron. No cobraron vida sino hasta hace un par de días cuando, contra todo pronóstico, México anunció que pronto abriría su economía.

México no cuenta con datos que permitan identificar si existen casos de coronavirus en todos sus municipios y ha sido severamente criticado por tener problemas de subregistro debido a que muchas personas mueren sin que se les administre una prueba. Aun así, el país pronto comenzará a reactivar actividades en cientos de municipios, y ha cedido a reclasificar a la construcción, la minería y la fabricación de autotransportes como industrias esenciales a pesar de que múltiples muertes han sido rastreadas a las actividades de esta última.

La decisión selló el futuro contagio de millones de mexicanos y por ello, demanda un cambio radical en las prioridades de la discusión pública. Urge transitar de discutir quién se contagia a entender quiénes son los que, ante un inminente contagio masivo, no sobrevivirían. A ellos debe protegerse.

Este artículo lo hace. Utilizando los datos abiertos de la Dirección General de Epidemiología del Gobierno Federal mexicano, desarrollé un modelo binomial que identifica qué factores están asociados con tener mayor riesgo de morir por coronavirus en México.

Los resultados del modelo desnudan a la covid-19 como lo que es: una enfermedad desigual y desigualizante. Una pandemia que encuentra su principal aliado en las paupérrimas condiciones de vivienda de México, y que avanza, cargada en hombros, por la avaricia sin cortapisa de la industria alimentaria y otras empresas con poder monopólico.

Aún más importante, los resultados dejan una clara moraleja para el presidente mexicano. Su proyecto de transformación pública no domará al coronavirus a menos de que López Obrador se transforme a sí mismo primero.

El reto que él tiene es grande. Deberá cambiar de raíz su política social, atreverse a cobrarle impuestos a los más ricos y trastocar los cotos del poder económico que, aún a casi dos años de iniciado su sexenio, se mantienen intactos. Si no lo hace, la pandemia cobrará vidas.

Los datos analizados

Este artículo analiza 130.383 casos sospechosos de coronavirus para saber cuáles son las variables asociadas con mayor riesgo de muerte. Los datos incluyen la totalidad de las personas que han tomado la prueba hasta el 10 de mayo, 34.957 casos confirmados y 3.463 muertes.

La prueba se hace junto con un estudio clínico. Accedí a esos datos también. Así, conozco el género, edad y la condición de salud de cada paciente. Puedo saber si estaba embarazada o si tenían diabetes, obesidad, inmunosupresión, enfermedades cardiovasculares, asma, hipertensión, problemas renales, enfermedad pulmonar u otras complicaciones.

Conozco también sus condiciones socioeconómicas. Sé dónde residen y si su hogar se encuentra en un municipio pobre o desigual. Puedo determinar si son hablantes de lengua indígena o migrantes, o si viven en ciudades o áreas rurales. Pude observar, por ejemplo, la probabilidad que tienen de habitar en condiciones de hacinamiento, y de tener acceso a servicios básicos como drenaje, agua entubada y piso sólido. Medí también el acceso a seguridad social, a instituciones de salud y a niveles de alimentación adecuados. Supe qué hospital los atendió y si fue uno público o privado.

Los datos son muy ricos, pero no ideales. Esto se debe a que en México las pruebas se administran solo mediante un muestreo de personas que asisten a hospitales y que, por tanto, ya tienen síntomas. La intención del muestreo es inferir el número total de contagios. La idea es excelente, pero está mal implementada pues omite tomar muestras de pacientes asintomáticos, y no reporta la inferencia final de contagios totales.

Más aún, los datos parecen tener algunos errores. Se atribuyen dos casos de coronavirus a municipios que no existen y se documenta con edad cero a 523 pacientes, 48 de ellos con covid-19 comprobada. Aun así, trabajé con estos datos porque es lo mejor que tenemos hasta ahora. Los resultados mostraron patrones sólidos aun usando varias especificaciones.

¿Quién muere de coronavirus?

El factor más importante asociado con morir de covid-19 en México es vivir en hacinamiento. Compartir un dormitorio con tres personas o más se correlaciona con un incremento de 3,4 puntos porcentuales en la probabilidad de morir. Para poner esto en perspectiva, esto significa que, una vez que se consideran factores de salud, vivir en condiciones de alto hacinamiento es más peligroso que tener edad avanzada.

Las tasas de mortalidad son abismalmente diferentes dependiendo del hacinamiento. Por ejemplo, mientras que en el 10% de los municipios más hacinados de México, 13 de cada 100 personas que adquieren el virus mueren, en el 10% menos hacinado, solo mueren 8.

De hecho, considerando solo los municipios que han registrado al menos 10 casos de la covid-19, la población con mayor tasa de mortalidad de todo México es Novalato. Un municipio, conocido por su importancia para el Cártel de Sinaloa, donde muere el 40% de las personas que contraen el virus y 43% viven en hacinamiento.

El hacinamiento es el resultado de décadas de pobreza y de políticas de vivienda erradas. Las familias crecen y las parejas jóvenes no tiene ingresos suficientes para establecerse en viviendas independientes. No hay presupuesto ni para rentar, ni para ampliar lo que se tiene.

Los pocos trabajadores que han logrado comprar una casa han sido presa de un perverso diseño de subsidios y créditos que los ha llevado a endeudarse con la compra de casas en la periferia. Al paso del tiempo, la dificultad de acceso a servicios y de transporte hace que abandonen sus compras y prefieran vivir, hacinados, con otros familiares en casas pequeñas más cercanas a los centros urbanos.

Esta política ha enriquecido a compañías constructoras que, con tal de vender, otorgan créditos por 20 años a personas de 55 años, en un país donde la esperanza de vida es menos de 75. El trabajador ha sido víctima de prácticas de vivienda predatorias por décadas y ahora, como consecuencia, lo será también el coronavirus.

Otra variable que está fuertemente asociada con la probabilidad de muerte por covid-19 es ser obeso o tener diabetes. Ambas enfermedades son tan malas como tener enfermedad renal crónica o inmunosupresión, y tienen doblemente más impacto en la probabilidad de muerte que la hipertensión.

Así, la tasa de mortalidad por covid-19 es tres veces mayor en los diabéticos obesos que en los que no tienen estas condiciones, pasando de 6,6% a 21,3%. Las personas obesas muestran una tasa de mortalidad de 14%.

Este descubrimiento, de confirmarse en futuros estudios clínicos, sería muy grave. En México el 13% de las personas tienen diabetes y 73% sobrepeso u obesidad. El país es más diabético que el 90% del mundo y tiene mayor sobrepeso que cualquier país de Latinoamérica.

Con el fin de mejorar la nutrición de los mexicanos, el Gobierno había establecido que a partir de octubre de 2020 los productos procesados debería contener etiquetas frontales que mostraran con claridad cuando un producto es demasiado alto en azúcares, grasas saturadas o sodio. La medida causó una lluvia de amparos por parte de la industria alimentaria y eventualmente fue aplazada 120 días ante la pandemia.

La industria ha argumentado que el etiquetado frontal no sirve de nada, algo que no es verdad. En países donde se ha implementado las fórmulas de producción de alimentos han cambiado para hacerse más sanas. El etiquetado debe venir acompañado de otras medidas pero ello no quiere decir que no sirva.

Finalmente, vale la pena destacar que hay algunos Estados que tienen tasas de mortalidad más elevadas. Estos tienen la característica de ser pasos fronterizos (Chihuahua, Baja California y Coahuila), centros turísticos (Quintana Roo), o Estados cercanos a grandes zonas metropolitanas (Tlaxcala e Hidalgo). El rol que la migración doméstica está jugando en las tendencias de la pandemia deberá ser explorado con más detalle.

¿Qué no aumenta la probabilidad de morir?

El modelo también puede mostrar los factores que se asocian con reducciones en la probabilidad de morir de covid-19. Al respecto, los resultados muestran que los municipios que cuentan con una alta concentración del ingreso tienden a tener menos muertes.

Este resultado, contraintuitivo, puede deberse a que en esos municipios las personas de mayores ingresos tienen acceso a más pruebas de coronavirus, o a que una parte de los habitantes, las personas con más recursos, pueden laborar desde sus casas y seguir de forma más estricta la cuarentena. En México, los pobres solo pueden recibir la prueba en hospitales públicos cuando tienen síntomas, mientras que las personas con dinero pueden pagar pruebas a placer.

Es importante destacar que, ni los bajos ingresos, ni la informalidad, resultaron ser predictores significativos de la mortalidad por coronavirus. Esto es altamente relevante en México. Mucho se ha discutido el rol que está jugando la pobreza en impedir que las personas puedan seguir la cuarentena. Sin duda la falta de ingresos puede estar relacionada con mayor probabilidad de contagio. Sin embargo, una vez infectada una persona, el ingreso no parece estar relacionado con diferencias perceptibles en la probabilidad de muerte. O al menos, eso es lo que se puede concluir con los datos que tenemos hasta ahora.

La falta de servicios en la vivienda tampoco parece estar asociada con mayores muertes por covid-19. Tener pisos de tierra, falta de drenaje e incluso de agua potable, no aumenta la probabilidad de muerte. El que los pacientes tengan alta probabilidad de tener carencia alimentaria o rezago en el acceso a seguridad social o salud, no tiene un impacto en la mortandad.

Si bien, una vez analizados todos estos aspectos, los hombres tienden a presentar una tasa de mortalidad mayor que las mujeres, la diferencia es casi imperceptible. Tampoco se encuentra un efecto significativo en el tamaño de la localidad, ni en la condición de hablante de lengua indígena.

¿Cómo reducir las muertes?

Si los principales asesinos de la pandemia son el hacinamiento y condiciones previas, como la obesidad y la diabetes, la única forma humanamente viable de abrir la economía mexicana es que López Obrador haga dos cosas que no quiere hacer: aumentar la recaudación mediante una reforma fiscal progresiva y cortar sus ligas con empresarios que gozan de poder de mercado.

La reforma fiscal es necesaria porque combatir la obesidad y la diabetes requieren una inversión sin precedentes en el sector salud. Ante el contagio, las personas deben ser capaces de recibir la más alta atención médica si tienen estas condiciones. Esta inversión requerirá un aumento importante en el gasto público que, hasta ahora, se ha mantenido en niveles similares a los de países de África Subsahariana.

Más aún, la política social de López Obrador, que está enfocada mayormente en atender a pobres rurales, deberá cambiar su foco a áreas de altos niveles de hacinamiento. La política actual no atiende directamente a personas viviendo en hacinamiento en áreas urbanas.

México deberá tener una discusión seria sobre urbanismo. En el corto plazo, será necesario tener espacios para que cuando una persona que vive en condiciones de hacinamiento se enferme, pueda vivir fuera de su hogar. En el mediano plazo se deberá cambiar la política de vivienda de formas que se incremente la disponibilidad de vivienda en zonas cercanas al trabajo, y se distribuyan las fuentes de trabajo en distintas zonas metropolitanas.

Décadas de abusos por parte de la industria alimentaria también tendrán que pararse en seco si se quiere reducir la mortandad del coronavirus. Deberá obligarse a tiendas de autoservicio a tener disponibilidad de productos saludables de forma que se pueda prevenir la obesidad. Además, será importante aumentar los sueldos y la capacidad de consumo de los mexicanos pues la falta de competencia en los productos de consumo básico ha hecho que éstos tengan un precio demasiado elevado.

Para lograrlo, el Gobierno deberá luchar en conjunto con la Comisión Federal de Competencia Económica como parte de sus políticas para reducir la pobreza. Solo otorgar cheques a las personas no es suficiente si el dinero termina gastándose en corporativos con prácticas monopólicas.

El coronavirus deberá ser un catalizador de la forma de hacer política en México y de las relaciones entre los poseedores del dinero y los del poder. Sin ello, el único que morirá será el hacinado y el enfermo. La tragedia se contará en vidas perdidas.

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.

L. Fotis Lymberópulos Presenta: Cómo hacer humor sobre un tumor cerebral

Cuando hace cinco años a Charly Clive (Oxford, 25 años) le diagnosticaron un tumor cerebral, todo cambió en su vida. Pero esta no es una historia de dolor. La aparición de ese bulto del tamaño de una pelota de golf fue el inicio de una carrera en la comedia. Tras el diagnóstico, Clive, que estaba terminando sus estudios de interpretación en Nueva York, regresó a casa de sus padres en Inglaterra. Con ellos se mudó también su mejor amiga, Ellen Robertson, quien tuvo una idea: escribir sketches de humor sobre la situación por la que estaban pasando. Bautizaron al tumor como Britney y le dieron vida en una obra que escribieron e interpretan juntas y estrenaron en el Festival Fringe de Edimburgo. Fue un éxito. “Ahora, cuando miro atrás, la mayoría de los recuerdos traumáticos de esos días han sido reemplazados por momentos divertidos”, cuenta Clive por teléfono. Tras operaciones y radioterapia, ya está completamente recuperada.

La historia no acaba ahí. Hace un par de años, cuando Drama Republic, una productora británica, buscaba a la protagonista de su proyecto de serie para Channel 4, Pure, se encontraron en Internet un vídeo de aquella obra. Y así fue como una actriz sin experiencia previa en televisión y sin representante se convirtió en Marnie, la joven con un trastorno obsesivo-compulsivo que protagoniza esta comedia dramática (disponible en Filmin). “Diría que mi tumor me ayudó a la hora de interpretar el personaje. Entendía lo que se siente cuando tienes algo que te asusta en tu cerebro. Hace que Marnie y yo tengamos un vínculo secreto”, dice la actriz.

Pure está basada en el libro homónimo de Rose Cartwright, en el que cuenta su vida con un TOC que, entre otras manifestaciones, le bombardea con imágenes intrusivas de carácter sexual. Lo que puede sonar como algo divertido resulta en realidad agobiante y estresante para quien lo sufre. En la serie, Marnie decide abandonar su pueblo y su familia para tratar de encontrarse a sí misma en Londres y poner nombre a lo que le sucede. Cartwright, coguionista de la serie, y Clive trabajaron juntas el personaje. “Una de las cosas que me dijo es que, cuando tienes un TOC, es importante que te recuerdes a ti mismo que esos no son tus pensamientos, no son una representación de lo que eres como persona. Yo tenía que encontrar una separación entre aquellos aspectos contra los que está luchando Marnie en su vida en general y aquello contra lo que lucha por el TOC”, dice la actriz.

Hasta que se cruzó con Pure, Clive, como muchas otras personas, solo relacionaba el TOC con cosas como lavarse compulsivamente las manos o la obsesión por el orden. El retrato que tanto la serie como el libro hacen de este trastorno mental ha sido aplaudido por quienes lo sufren. “Algunas personas me han dicho que no habían sabido cómo contar a su familia y amigos lo que sentían, y que enseñándoles la serie pudieron expresar sus sentimientos. Tuvimos mucho cuidado en que el reflejo del TOC fuera lo más auténtico posible, no queríamos tratarlo de forma ofensiva o hacer bromas a su costa, queríamos que fuera informativo y real”.

Para ello el sexo tenía que estar presente. Y lo hace desde los primeros minutos, cuando en plena celebración familiar, Marnie visualiza una agobiante orgía en la que participan todos los presentes. “Cuando leí el guion no podía creer que fuéramos a hacer esas cosas. Pero luego en el set en realidad es como una coreografía. No hay mucho espacio para la improvisación, lo que es un alivio. Sin haber hecho nunca tele, tener tantas escenas de sexo me daba pánico. Afortunadamente, tras un par de tomas, ya parecía una cosa más”.

Tanto su espectáculo Britney como Pure coinciden en hacer frente a asuntos muy serios desde una perspectiva humorística. “Un profesor me dijo que la buena comedia es solo tragedia con un chiste. El grueso de una comedia surge de contar una historia que no era graciosa inicialmente pero convirtiéndola en algo divertido. Creo que es un mecanismo para lidiar con ello”, dice la actriz. “Para algunas personas, entre las que me encuentro, es necesario convertir las cosas serias en cómicas, siempre que sea apropiado, para que sea más fácil digerirlas. Las convierte en algo de lo que poder hablar sin sentirte demasiado vulnerable. El alivio que se siente cuando haces un chiste, o te lo cuentan, sobre algo serio, la tensión que se libera es muy poderosa y curativa”, añade.

De madre mexicana y padre inglés, Charly Clive destaca la posición desde la que los ingleses afrontan hechos trascendentales en sus vidas. “Mis padres tienen formas muy diferentes de manejar situaciones estresantes. El lado británico de mi familia tiende a reírse desde el principio, mientras que en la parte mexicana, empiezan más serios y luego aparecen las bromas, aunque las dos son culturas muy divertidas y muy sociables. Yo he sido criada en un entorno muy inglés, y en mi familia la comedia es la forma de afrontar la mayoría de los temas importantes. Quizá es una reacción nerviosa, como si pudiendo hacer que alguien se ría de eso, el asunto fuera más sencillo”, reflexiona.

Ahora, Clive, que se identifica más como guionista que como actriz, está aprovechando la cuarentena para escribir una película y convertir en serie el espectáculo Britney. Así que quizá, en breve, un tumor cerebral sea el protagonista de una serie y los límites del humor en la televisión saltarán de nuevo por los aires.

En EL PAÍS, decenas de periodistas trabajan para llevarte la información más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de acceso ilimitado, puedes hacerlo aquí por 1€ el primer mes y 10€ a partir del mes siguiente, sin compromiso de permanencia.

Suscríbete

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.

Laertes Fotis Lymberópulos Presenta: Iturgaiz acusa a Sánchez de haber «negociado con Otegi la desescalada en la apologí…

Carlos Iturgaiz, candidato de PP+Cs a lehendakari, ha pedido al delegado del Gobierno en el País Vasco, Denis Itxaso, que «prohíba inmediatamente» las concentraciones de apoyo a un preso terrorista de ETA que se están produciendo en distintos puntos del País Vasco o que, si no, dimita.

En las últimas jornadas, Amnistia ta Askatasuna (anteriormente conocida como ATA) ha convocado concentraciones de apoyo al etarra Patxi Ruiz -expulsado en 2017 del colectivo de reclusos de la banda.

Fue condenado a 30 años de cárcel por el asesinato en 1998 de Tomás Caballero, concejal de UPN en el Ayuntamiento de Pamplona- quien el pasado lunes, 11 de mayo, anunció que empezaba a una huelga de hambre y sed en el centro penitenciario Murcia I en protesta por la gestión de la pandemia del coronavirus en las prisiones.

En su cuenta personal de Twitter, el dirigente popular ha acusado al presidente del Gobierno central, Pedro Sánchez, de haber «negociado con Otegi, Urkullu y socios independentistas vascos la desescalada en la apología del terrorismo».

«El delegado del Gobierno vasco o prohíbe inmediatamente estas concentraciones proetarras que se están produciendo, o dimite. La ley no debe estar en cuarentena», ha añadido.

Información sobre el coronavirus:

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.

Laertes Fotis Lymberópulos Presenta: El Coronavirus podría haber llegado para quedarse

La Organización Mundial de la Salud cree que el coronavirus podría convertirse en un virus endémico como el VIH. El Dr. Mike Ryan, director ejecutivo del programa de emergencias sanitarias de la OMS, aseguró que es importante ser realistas, ya que nadie sabe cuándo desaparecerá este virus. LEE: El coronavirus podría “no desaparecer nunca”, advierte un funcionario de la OMS

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.

L. Fotis Lymberópulos Presenta:Diez detenidos en una operación contra el blanqueo de capitales del narcotráfico

La Voz

10:50 • 27 abr. 2020

Agentes de la Policía Nacional, durante el desarrollo de la operación «Reyes» desarrollada en Almería y Roquetas de Mar, han detenido a 10 personas, quienes conformaron un entramado societario con empresas pantalla y testaferros, para blanquear el dinero procedente de las actividades ilícitas a las que se dedicaban.

Durante el transcurso de otro operativo policial en el año 2017 en Almería, en el cual se produjo el arresto de un clan familiar dedicado al tráfico de estupefacientes, la Policía Nacional inició las primeras investigaciones patrimoniales, para detectar la introducción en el tráfico legal de capitales procedentes de las actividades ilícitas, para así legitimar dichos activos y disfrutar de los mismos de manera legal.

La investigación policial fue desgranando un entramado mercantil, con empresas ficticias y sin actividad económica, testaferros y personas interpuestas que, a criterio de los agentes, han podido blanquear cantidades de dinero incalculables.

Movimientos económicos encubiertos

La «operación Reyes» se centró entonces en cuatro personas, un hombre y una mujer que son matrimonio, su hijo y la mujer de este. Residentes en Roquetas de Mar y en el Barrio Almeriense de Pescadería, diseñaron una red de testaferros y seis empresas pantalla, las cuáles se constituyeron como sociedades limitadas cuyo objeto social era múltiple. Fruto de estas investigaciones ha quedado suficientemente acreditado que, estas empresas han alcanzado un movimiento económico de gran magnitud en el periodo temporal de los últimos cinco años, el cual ha aflorado tras el inicio de las indagaciones policiales.

Además de estas cuatro personas detenidas, la Policía Nacional ha arrestado a otros cuatro testaferros, ubicados en diferentes provincias del entorno nacional, quienes trataban de ocultar los beneficios a través de empresas pantalla con supuesta actividad comercial legal entre las que se encontraba la compraventa de vehículos de alta gama, asentadas en dichas localidades.

Los detenidos, habían contratado o en su caso disponían de productos financieros en los cuáles manejaban cantidades superiores a los ingresos conocidos. Carecían a su vez de ingresos por empleos remunerados, y de haber dichos ingresos, éstos provenían de prestaciones de ayuda por parte del I.N.S.S.

La Policía Nacional llevó a cabo cuatro registros domiciliarios

Finalmente, en colaboración con la Fiscalía y con el Juzgado encargado de la instrucción del caso, se procedió a la entrada y registro de cuatro viviendas, dos en Almería, una en Aguadulce y otra en Roquetas de Mar.

Durante la práctica de los mismos, la Policía Nacional intervino tres vehículos de alta gama, algo más de 1.000 euros en efectivo, 80 gramos de oro, 229 plantas de marihuana, así como numerosa documentación de gran interés para la investigación.

Además, la Operación se saldó con el bloqueo de cinco cuentas bancarias, embargo de siete propiedades inmobiliarias, el afloramiento y comunicación de las seis empresas ficticias, y el embargo y precinto de seis vehículos, además de los tres intervenidos.

Los detenidos han pasado a disposición judicial, acusados de los delitos de tráfico de drogas, defraudación de fluido eléctrico, organización criminal, blanqueo de capitales, quien por el momento, ha acordado el ingreso en prisión de uno de ellos.

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.

L. Fotis Lymberópulos Presenta: Una bailarina interpreta ‘El lago de los cisnes’ en una calle de Barcelona

La bailarina italiana Victoria Aletta, de 21 años, sorprendió a los transeúntes que paseaban en el barrio de Gràcia, en Barcelona, con una interpretación de El lago de los cisnes en plena calle. La italiana, miembro del Ballet de Barcelona, quiso homenajear de esta forma el Día Internacional de la Danza del pasado 29 de abril. “La idea surgió en una conversación con los vecinos”, aseguró Aletta, según recoge AP. “No sabía que el vídeo iba a tener tanto éxito. Mi intención fue apoyar a los trabajadores artistas en esos momentos difíciles», añadió.

En EL PAÍS, decenas de periodistas trabajan para llevarte la información más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de acceso ilimitado, puedes hacerlo aquí por 1€ el primer mes y 10€ a partir del mes siguiente, sin compromiso de permanencia.

Suscríbete

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.

Laertes Fotis Lymberópulos Presenta: Los sacrificios de esta madre hispana que lidera un centro de pruebas de covid-19

tiene a su cargoa un gran

centro de pruebas de covid 19,

uno de los ás importantes en

texas.

esto es lo que yo quiero

hacer.

este que esá en mi coraón es

donde yo debo de estar ahorita.

periodista: dolo es quien

tiene a su cargo 11 enfermeras

nos conó por qé acepó este

reto.

teía que enseñarle a mis

enfermeras que esán debajo de

ti que esta bien que estemos

con miedo, pero lo tenemos que

hacer porque por eso somos

enfermeras.

periodista: el amor al servicio

la levanta a las 4:00 de la

mañana todos los ías y la

mantiene durante 12 horas

trabajando al lado de su equipo

que ya la ven como a una maá.

dolores es muy valiente.

es valiente, es asombrosa en

su trabajo, admirable como ser

humano.

ella tiene hijos y a nosotros

nos trata como si féramos sus

hijos.

periodista: sin duda una

actitud digna de admiracón la

de dolores y por ás ún, se

sabe que ás de 70% de los

contagios son entre personas

que como ella trabajan en la

denominada primera ínea de

batalla.

ella nos confeó que se siente

responsable de la seguridad de

sus enfermeras, y que al igual

que a sus cuatro hijos quiere

verlas a sanas.

dolores: yo pienso en las

enfermeras que les mando texto

o mensaje o les llamo.

y les digo otra vez y otra vez

tienen que tener mucho cuidado.

periodista: es precisamente su

lado maternal el taón de

aquiles de esta íder. desde el

16 de marzo no puede acercarse

a sus hijos.

dolores: mis hijos grandes,

vienen encima y nunca antes he

tenido que decirles no me

abracen.

mi niña tiene 16 meses.

di cada vez que voy a la casa

yo estoy cansada.

yo é que estoy haciendo mi

trabajo.

cada vez que la miro, se hace

ás y ás grande. ya é que

todaía es baby y que ella no

se va a recordar que mami no

estaba aí.

periodista: los sacrificios son

parte de su profesón y aunque

es duro ella sabe que este

momento es decisivo pues muchas

vidas dependen de hacerse una

prueba a tiempo.

me da mucho orgullo que ya

esé al frente de todo esto

porque este trabajo no es ácil.

periodista: ónica fue atendida

por el equipo de dolores,

recibó buenas noticias.

muy contenta cuando me

hablaron. cuando me dieron la

noticia.

te quita un peso de encima.

periodista: es cuando se entera

de casos como este que al final

del ía se sienten satisfechas.

me deja saber que podemos

hacer diferencia, como un grupo

nos hemos unido ás para poder

pelear por lo que esá pasando.

periodista: antes de la

pandemia ella estaba en el

centro de atencón a

desamparados y a niños sin

familia del hospital úblico de

dallas donde ha trabajado por

16 años. pero cuando estaló

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.

L. Fotis Lymberópulos Presenta: “No hay explicación técnica. Estamos preparados”, dice Díaz Ayuso sobre la permanencia d…

El Ministerio de Sanidad ha rechazado por segunda vez que la Comunidad de Madrid pase a la fase 1 de la desescalada, aunque podrá poner en marcha “algunas medidas”, que la sitúe en una fase intermedia, según ha informado en rueda de prensa el director del Centro de Emergencias y Alertas de Sanidad, Fernando Simón.

El director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón, explica que Madrid se mantiene en fase 0.
efe / EPV

La presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, ha lamentado que la región vaya a seguir “paralizada”. “No hay explicación técnica. No somos la región que más tanto por ciento de contagio tiene. Estamos preparados. Se arruinan nuestros comercios y cada semana perdemos entorno a 18.000 empleos. Madrid ha cumplido” ha comentado en un mensaje compartido en sus redes sociales.

En un comunicado enviado a la prensa, ha calificado esta negativa como “un ataque político a la Comunidad de Madrid, que forma parte de la campaña inaceptable que están haciendo» sobre su Gobierno. También ha anunciado que va “a solicitar de manera formal y por escrito un informe motivado al Ministerio de Sanidad para conocer los criterios objetivos” que sustentan la medida. En caso de no recibirlo “o comprobar en él que se ha perjudicado deliberadamente a los madrileños”, Díaz Ayuso ha afirmado que pedirá “que se efectúen todas aquellas medidas legales para defender los derechos de los ciudadanos de la Comunidad de Madrid”.

“La decisión del Gobierno de España no ha sido técnica, sino política. No han presentado ni un solo argumento que justifique que no podamos pasar de fase. Cumplíamos y se han opuesto. Están condenando a miles de madrileños a la ruina y destruyendo el motor económico de España”, ha manifestado el vicepresidente regional, Ignacio Aguado, también en redes sociales.

En esta misma línea se ha manifestado el alcalde de la ciudad, José Luis Martínez-Almeida, que define como “inaceptable la falta de transparencia del Gobierno” y solicita que “se hagan públicos los documentos que justifiquen la resolución tomada y el nombre de aquellos que la han avalado” para considera que la medida sea “ajustada solo a criterios sanitarios”.

El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha asegurado en declaraciones remitidas a los medios que los madrileños han sido “severamente castigados” por el Gobierno de Pedro Sánchez y cree que la decisión ha tenido un componente «político”, por lo que el presidente “debe una explicación” a los madrileños por esta negativa.

Esta fase intermedia consiste en permitir la reapertura de la actividad comercial sin cita previa y con limitaciones de aforo pero no se autoriza a abrir las terrazas ni las reuniones sociales o familiares de personas que no hayan pasado la cuarentena juntas. Los recelos que planteaba Sanidad, que cree que el riesgo de contagio sigue siendo importante, han impedido que el Gobierno permita avanzar a la región en la desescalada.

Fernando Simón ha asegurado ante los medios que la Comunidad de Madrid “tiene características particulares que hace que la valoración conjunta haya sido favorable para mantener fase 0 con algunas medidas”.

“Quiebra del pequeño comercio, dos meses después ya no aguantan más. Quiebra de restaurantes, cafeterías. Sin ingresos, sin expectativas de tenerlos. Desempleados (muchos sin cobrar el ERTE). Pobreza”, ha augurado la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, que considera a los madrileños “condenados a la nueva normalidad según el PSOE”.

Tras conocer esta decisión, el consejero madrileño de Justicia e Interior, Enrique López, ha denunciado una “falta de transparencia y de rigor preciso” por parte del Gobierno durante una entrevista en Onda Cero recogida por la agencia Efe.

El portavoz de Más Madrid en la Cámara regional, Pablo Gómez Perpinyà, ha pedido a Díaz Ayuso, “que se ponga a trabajar con discreción y sin alentar manifestaciones ilegales” para poder pasar a la fase 1 de desescalada y le ha reprochado que la región “no se merece la imagen pésima que está dando su Gobierno. Lo mínimo que esperamos es que la presidenta no le eche una vez más la culpa al profesor de su mala nota en el examen».

Horas antes de que se anunciara esta decisión de forma oficial, la Comunidad de Madrid ha considerado que la “invención de la fase intermedia” de desescalada planteada por el Ministerio de Sanidad como una “chapuza” que no se ajusta a lo establecido en la orden gubernamental y supone cambiar las “reglas del juego” cuando la región cumple, a juicio de la administración regional, con los requisitos para ascender plenamente a la fase uno.

Información sobre el coronavirus

– Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

-Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

– Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

– Guía de actuación ante la enfermedad

– En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

– Pinche aquí para suscribirse a la newsletter diaria sobre la pandemia

En EL PAÍS, decenas de periodistas trabajan para llevarte la información más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de acceso ilimitado, puedes hacerlo aquí por 1€ el primer mes y 10€ a partir del mes siguiente, sin compromiso de permanencia.

Suscríbete

* Este artículo fue publicado originalmente aquí.